Síndrome premenstrual y alimentación

Quizás ya sabes que lo que comes te puede afectar tanto positivamente como negativamente incrementando, o reduciendo, los síntomas del síndrome premenstrual. Si lo desconoces ese es mi objetivo, explicarte qué puedes comer para evitar sufrir el tan temido síndrome premenstrual.

Yo, hace unos años, sufría diversos síntomas tanto en el período de ovulación, como el primer día de la menstruación.

Digo hace unos años porque cuando comencé a comprender cómo afecta todo lo que hacemos a nuestra salud puse remedio. Hoy puedo decir que sé lo que es una regla normal. Antes pensaba que lo normal era que doliese, que me sintiese mal, que fuese un sufrimiento.

Sí, de acuerdo, pero…

Qué como para evitar el SPM

A modo general es importante:

  1. Incluir en tu alimentación cereales integrales. Me refiero a cereales de grano entero, no a los cereales hinchados tipo cornflakes.
  2. Dar prioridad a alimentos de origen vegetal como semillas, frutos secos (almendras, nueces), verdura, proteína vegetal (tofu, seitán, tempeh) y frutas. Evitando abusar de los lácteos y las carnes.

En particular, dependiendo de como te sientas unos alimentos te ayudarán más que otros:

Si esos días estoy más sensible, de lágrima fácil, con menos ganas de comer, solo busco una fuente de calor, estoy más cansada de lo habitual, mis reglas son irregulares, ¿Qué hago?

En ese caso es importante que reduzcas el consumo de lácteos, ensaladas, frutas crudas, chocolate, especias, bebidas gaseosas, o estimulantes como el té, el café, o colas. También procura no abusar de alimentos como la berenjena, tomate, patata y pimiento.

¿Por qué? Porque todos estos alimentos tienden a debilitar y enfriar el organismo.

Así que mejor opta por alimentos que te reconforten. Que te ayuden a librarte de esa sensación de frío y debilidad como:

Arroz integral redondo, mijo y trigo sarraceno, pescado un par de veces a la semana, legumbres, tofu, seitán, tempeh y condimentos como la salsa de soja, la sal marina y el miso (descubre más sobre este ingrediente en mi post sobre el miso)

También es muy importante ir variando el tipo de cocción dando preferencia a estofados, hervidos, plancha, o salteados. Te aportarán calor y te nutrirán a nivel físico y mental.

Si esos días estoy más irritable, agresiva, todo me parece mal, me siento más activa de lo habitual  y falta de concentración, ¿Qué hago?

Opta por cereales integrales más refrescantes como arroz basmati, quinoa y cebada. Toma ensaladas que incluyan ingredientes diuréticos como rabanitos, nabo, chirivía, endivias, rúcula, o berros. Si te apetece algo dulce toma postres naturales como compota de manzana natural. En el post del flan sin leche y sin huevo tienes una opción de postre saludable y fácil.

Evita todo tipo de harinas, productos animales incluso el pescado y condimentos salados.

Como podrás leer en la mayoría de mis artículos, para mi es muy importante cuidar el TODO.

En el síndrome premenstrual es muy importante cuidar la alimentación, así como aprender a gestionar el estrés, encontrar momentos de relajación, caminar a diario, disfrutar de cada momento y mimarse con alguna terapia natural. La que más te guste.

Una de mis preferidas es la reflexología podal. Es la que más empleo para mantenerme saludable junto a una alimentación equilibrada.

¿Qué terapia te hace sentir mejor a ti? 🙂

Foto Freepik

Susana

Futura Pedagoga. Estudios superiores en acupuntura y medicina tradicional china. Especial interés en el embarazo, nacimiento, postparto y alimentación saludable. Me interesan el coaching, el emprendimiento social, las metodologías activas y la escritura creativa. Aprendo chino.

Latest posts by Susana (see all)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.